Retroceder nunca, rendirse jamás. La Casa de Papel temporada 5: ¿cuándo sale en Netflix?

Ya lanzaron el trailer de la nueva temporada de La Casa de Papel. Y es que una buena ayuda memoria no vendría mal, muchos recordamos que era una buena serie y que la esperamos, pero ya ha pasado tanto tiempo de la temporada 4 de la Casa de Papel que habría que recordar qué pasó antes de ver la quinta. La temporada 5 de la Casa de Papel se estrenará el 3 de septiembre y estará dividida en dos partes. Primero van a subir cinco capítulos y cuando estés con la intriga que no puedas más, ahí recién podrás ver el resto.

Resumen de la Temporada 4 de La Casa de Papel

Aquí debemos acordarnos que la cuarta temporada de la Casa de Papel continúa la trama de la anterior, es decir, ya comienza en el medio del meollo. Estaban asaltando el Banco de España para robarse todo el oro de la cámara acorazada y para eso inundan la cámara e ingresan buceando.

El jefe del atraco adentro del Banco es Palermo, que está interpretado por Rodrigo de la Serna. Aquí está en juego salvar la vida de Nairobi que está herida de gravedad y mientras tanto el profesor logra una tregua de 48 con la policía. Cabe recordar la intervención de una nueva “enemiga”: la inspectora Alicia Sierra. Fría, calculadora, inteligente y le come los tobillos al profesor que esta vez tiene más tropiezos que aciertos. Por eso, el resumen de la cuarta temporada de la Casa de Papel no debe dejar de mencionar que esta vez la policía comienza por capturar a Lisboa, la pareja del profesor, Sergio Marquina. Murillo, que ahora se llama Lisboa, logra finalmente escapar gracias al plan París, el plan que ideó el profesor para su liberación. Mientras tanto a Alicia Sierra la Casa de Papel le resulta chica y se come la temporada. Zulema Zahir es de esas actrices que devoran a los personajes y con ello también a la serie, a lo Ragnar Lodbrok. Alicia Sierra termina siendo buena parte de la historia de la Casa de Papel. Sí, las mujeres aquí son las protagonistas.

Pero con eso no terminan los problemas, porque la tensión se mete de nuevo adentro cuando hay un golpe de estado interno y Palermo queda fuera de la operación. A cargo se pone Úrsula Cobreró que interpreta a Tokio. Comienza a ponerse picante el asunto, porque Nairobi tiene que salir para que la operen y aquí viene el enfrentamiento de punta de pistola entre los muchachos, porque Palermo se opone. Pero finalmente el Profesor se la tenía preparada, porque se comunican por Skype con un médico paquistaní que los va a guiando paso a paso y ellos le practican la operación. Aunque la policía se da cuenta de que se están comunicando con el exterior y corta la comunicación, Tokio logra extraerle la bala aunque Nairobi queda en estado delicado.

Mientras tanto, en el exterior, el profesor piensa que Lisoba ha sido ejecutada, así lo hacen parecer a través de una pantomima cuando es capturada por la policía. La inspectora Sierra la quiere presionar amenazando a Lisboa con involucrar a su hija y a su madre. Pero finalmente después de una llamada con Tokio El Profesor se da cuenta de que todo podría haber sido un montaje y de que Lisboa podría seguir con vida y decide acercarse a la carpa de la policía para ver que está pasando. Lo hace con máscara y mono puesto, ya que como hemos visto en temporadas anteriores de La Casa de Papel, los manifestantes se congregan en la entrada, ya sea de la Casa de Papel como del Banco de España, vestidos con los mismos trajes que los secuestradores. Aquí se emula una especie de justicia poética, pues el público en general los venera, pues representa un acto de rebeldía contra el sistema, un conjunto de aspiraciones irresueltas que se proyectan en el público como un acto de heroísmo.

De todos modos, el Profesor va a darse cuenta de que Lisboa está en la carpa y allí es donde se pone en marcha el plan París. Convencen, no sin mediar chantaje y una buena donación, a Antoñazas, uno de los policías que tiene acceso a la carpa de convertirse en un agente encubierto para la banda. Así Lisboa se entera de que el Profesor la va a liberar.

Quién es ese Gandía, que da vuelta la trama de La Casa de Papel

Mientras tanto, Palermo frustrado por el derrocamiento interno que deja a Tokio como líder quiere salir del banco, pero entre Tokio y Helsinki lo impiden y termina maniatado junto a los prisioneros. Es ahí cuando convence a Gandía, uno de los guardias del Banco de España que se concibe a sí mismo como Rambo de que se disloque el dedo y se quite las esposas. Gandía escapa y allí se arma, porque resulta ser un hueso duro de roer. Su misión no es escaparse, sino acabar con los atracadores uno por uno. Y casi mata a Helsinki al colgarlo del cuello con una cuerda y también trata de ahogar a Nairobi con una almohada, que estaba recuperándose en estado crítico.

Nadie muere, pero Gandía arma un verdadero lío dentro del Banco de España. Por empezar apaga todas las cámaras y deja sin visibilidad al profesor. Además de esto, es el único que sabe de la ubicación de una recámara secreta, una especie de búnker de donde puede vigilar todo el Banco de España y él logra llegar allí. Y aquí se suma la tensión dramática amorosa, porque resurge el personaje de Arturo, Arturito, el padre del hijo de Estocolmo que ella cría junto a Denver. Y allí Denver en un arranque de ira lo muele a golpes después de que Arturito le hiciera la psicológica. Entonces Estocolomo se enoja por los ataques de violencia de su pareja y se produce una separación. ¿Pero vamos, no estaban robando un banco? Sí, así empieza la temporada 3 de la Casa de Papel. Pero bueno, como decía Don Ramón, la venganza nunca es buena, mata el alma y la envenena.

El verdadero problema recurrente aquí es Gandía, que se va a terminar cargando a Nairobi de un tiro en la frente. Así es, Gandía ejecuta a Nairobi de balazo en la cien, es despiadado, frío y calculador. A lo Jason Statham Gandía escapa de todos los tiroteos y les hace la vida imposible a todos. Secuestra a Tokio, les mete una granada en el ascensor a Río y a Denver, entre otros periplos y se convierte en la amenaza más grande para la banda. Gandía interpretado por el actor José Manuel Poga es una de las revelaciones de esta nueva parte de la saga de La Casa de Papel, junto con el de La Serna. Pero, la pregunta del millón es si Gandía de la Casa de Papel muere.

En principio, es Tokio quien se libra de este mal. Gandía mal herido por las esquirlas de una granada vuelve al búnker, donde tenía secuestrada a Tokio y la utiliza para que le quite las esquirlas, pero para eso la suelta. Y sí, como era de esperarse, menudo error porque Tokio lo apuñala y allí es cuando el resto de la banda descubre el búnker y es el fin de Gandía, al menos en esta temporada.

El Profesor contrataca contra la policía y sale en cadena mediática y trasmitido en las pantallas gigantes que existen en la calle, como si estuviera en Nueva York, y empieza a revelar con audios y videos incluidos las irregularidades que la policía cometió en medio del operativo. Recordemos aquí que Río está con estrés postraumático porque es secuestrado y torturado en la tercera temporada de La Casa de Papel para que revele los detalles de todo lo que habían y estaban por hacer. El profesor difunde video de sus torturadores admitiendo lo que le habían hecho y hasta ahí llega el trabajo de la inspectora Sierra, aunque va a volver a la carga en la quinta temporada de la Casa de Papel.

¿Y Lisboa qué?

Como dijimos, estaba en marcha el plan París, que consistía en rescatar a Lisboa. El truco aquí es que la tenían que sacar en algún momento en el que estuviera fuera de la carpa. Y eso no era problema para el Profesor, porque él ya lo tenía todo planeado. Tan simple contrata una banda de mineros para construir un túnel que lleve a los tribunales, reducir a la seguridad y salir disfrazados por la puerta grande, al estilo de los planes del Profesor. Bueno, si salen por la puerta grande, esta vez entran por la azotea.

Aquí lo usan a Gandía de cebo. Los atracadores de La Casa de Papel contactan a la policía y le dice que van a liberar a Gandía, que para eso manden un helicóptero a la azotea. Tan simple como comprar un helicóptero en el mercado negro. Y el Profesor tiene los contactos adecuados, entonces simulando que es el helicóptero que viene a llevarse a Gandía, aterriza sobre la azotea un helicóptero con Lisboa. Claro, a cara tapada nadie se entera de que era Lisboa hasta que está adentro. La segunda pregunta del millón. ¿Por qué tanto desmadre para que Lisboa entre en el atraco al Banco de España si a esa altura la intención era salir? Bueno, esas son las cosas inexplicables de la saga.

Cuando parecía que la jugadora más importante estaba en el vestuario, la trama da un vuelco. La inspectora Sierra, que a esa altura ya tenía una orden de arresto por las torturas cometidas contra Río, entre otros, se da a la fuga. Su tarea, encontrar al Profesor y darle para que tenga. Aguerrida contrincante, logra su cometido. El Profesor es capturado y así termina la temporada cuarta de la Casa de Papel.

Y qué pasó con Berlín en la Casa de Papel, temporada 4

Sí, aparecen algunas escenas del recuerdo de Berlín, su casamiento y lo más importante, el beso apasionado entre Berlín y Palermo. Vale la pena recordar que el atraco al Banco de España era el plan original de Berlín, el hermano del Profesor. Entonces este atraco se convierte en un homenaje a Berlín y en Palermo una obsesión para consagrar la memoria de su amor imposible, no correspondido. Y así hay quienes mandan una carta por amor, quienes escriben en los muros de Facebook y quienes deciden armar un sofisticado plan para atracar el Banco de España. En este caso, las últimas tres temporadas de la Casa de Papel se tratan de esto. De honrar la memoria de Berlín y, por qué no, quedarse con unos lingotes de oro de paso.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *